CompartirShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

El Subsecretario (S) de Salud Pública, Cristián Herrera junto al Subsecretario de Agricultura, Claudio Ternicier y la Representante Regional de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), Eve Crowley; realizaron el lanzamiento del Plan Nacional contra la Resistencia a los Antimicrobianos.

 

El documento contiene un total de 16 estrategias, 41 medidas y 74 acciones; además de recoger por separado aspectos que se han materializado en los últimos años en materia de salud humana, animal y medio ambiental. Comprenden actividades de control y prevención de infecciones, uso racional de medicamentos, un sistema de vigilancia integrada, formación y capacitación a personas involucradas y comunicación pública, entre otros.

Entre los aspectos más relevantes del Plan Nacional contra la Resistencia a los Antimicrobianos destacan:

1.- Mejorar la concientización y la comprensión con respecto a la resistencia a los antimicrobianos a través de una comunicación, educación y formación efectivas.
2.- Reforzar los conocimientos y la base científica a través de la vigilancia de la resistencia antimicrobiana, en humanos, animales y ambiente.
3.- Reducir la incidencia de las infecciones con medidas eficaces de prevención y control de infecciones relacionadas a la atención de salud.
4.- Utilizar de forma eficaz los medicamentos antimicrobianos en la salud humana y animal.
5.- Desarrollar investigación operativa relacionada con la emergencia de la resistencia antimicrobiana y con estrategias para fomentar la prevención de enfermedades.

Trabajo intersectorial
El Subsecretario (S) Herrera, destacó  que “el gran problema de la resistencia es por el uso y el mal uso de algunos antibióticos. También se suma el fenómeno de la globalización que hace que la economía y las personas se muevan por el mundo, razón por la que también los microbios se desplazan y probablemente más que nunca antes en nuestra historia”.

En esa misma línea, informó que “esto hace que la resistencia sea imposible abordarla individualmente como país o como región, tiene que tener una mirada global. Ese, ha sido el llamado de las organizaciones internacionales y en esa línea estamos colaborando muy alineados”.

Por su parte, el Subsecretario de Agricultura, Claudio Ternicier, informó que “Chile cuenta con una robusta institucionalidad que resguarda el uso de los antibióticos, siendo el Servicio Agrícola Ganadero (SAG), organismo responsable de registro y utilización de antimicrobianos que pueden ser usados en producción animal acuática y terrestre”.

En ese sentido, explicó que ningún fármaco que es usado en Chile o traído del extranjero se salta este proceso de registro que debe ser probado científicamente y utilizado en la forma adecuada de acuerdo a sus características. Añadió que “la identificación de aquellos  animales que recibirán el diagnóstico y tratamiento de la enfermedad, se fiscaliza regularmente por el SAG en los predios donde hay una certificación especial. Servicio que está implementando el uso de receta electrónica para el mejor control de uso de fármacos”.

En tanto, la Representante Regional de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), Eve Crowley, indicó que “los fármacos antimicrobianos son importantes en el tratamiento de enfermedades para el sector que produce alimentos y su uso es vital para la protección de la salud humana y animal. Sin embargo, el uso excesivo ha llevado a un aumento global de la resistencia a estos, convirtiéndose en una gran amenaza para la salud pública”.

“Al ser un problema multisectorial que comprende la relación entre seres humanos, animales y medio ambiente, debe ser abordado de manera articulada con autoridades de salud pública, sectores de la alimentación, la agricultura y medio ambiente, promoviendo un uso adecuado y regulado”, aseguró Crowley.

 


Fuente: Minsal (09.11.2017)

Start typing and press Enter to search