Para que el actuar entre profesionales de la Medicina y los Laboratorios de Innovación asociados a CIF se desarrolle en un marco de pleno cumplimiento de las disposiciones éticas, el ex presidente del Colegio Médico de Chile, Dr. Enrique Paris, y el ex presidente de la Cámara de la Innovación Farmacéutica de Chile, Richard Nevares, firmaron un Acuerdo de Marco Ético de Relaciones.

El Acuerdo, es la culminación de un trabajo de aproximadamente un año entre los Departamentos de Ética de ambas instituciones, que permitió acercar posiciones y aunar criterios respecto a las normativas que rigen a ambas organizaciones: el Código de Ética del Colegio Médico, en un caso, y el Código IFPMA de Buenas Prácticas, que regula a los Laboratorios de Innovación de CIF. De esta manera se busca acordar una forma de actuar conjunta frente a acciones que pudieren transgredir dichos Códigos.

Entre las materias que se estipulan en el Acuerdo se encuentra la obligatoriedad de entregar información a los organismos correspondientes en caso de transgresión ética y el análisis en forma conjunta de los problemas que se pudieren suscitar en relación con este Acuerdo.

Respecto a la interacción entre laboratorios y médicos, el Acuerdo establece que, si bien los laboratorios asociados a CIF pueden legítimamente efectuar promoción y publicidad, ello no considera la entrega directa de regalos y donaciones que comprometan una retribución de parte de los profesionales médicos. Igualmente, se establece que el facultativo debe poner en conocimiento del Colegio Médico toda acción de empresas que comercialicen productos clínicos o farmacéuticos que limiten la independencia profesional o supediten la acción médica.

En relación a la contribución de las empresas farmacéuticas de innovación respecto a la participación de facultativos en congresos, simposios o encuentros, el Acuerdo establece que ella estará definida por su carácter científico y educativo, por lo que quedan expresamente excluidas todo tipo actividades recreativas. Asimismo, se establece que los aportes que pueda recibir un médico de parte de la industria farmacéutica deben enmarcarse en los principios éticos establecidos en los Códigos respectivos y que los conflictos de intereses deben ser declarados previamente.

Start typing and press Enter to search