¿Qué dice el Proyecto de Ley de Fármacos II?

  • La modificación al Art. 129 P del Código Sanitario prohíbe la interacción de visitadores médicos con los profesionales de la salud -tanto en el sector público como en el privado- al sólo poder operar en los comités de farmacia o abastecimiento previa aprobación del director.

La prohibición de interacción entre médicos y visitadores médicos impide entregar mejor información a médicos respecto de nuevas alternativas de productos y tratamientos, perjudicando con ello a los pacientes.

  • Debe tenerse presente que la regulación actual (Art. 100 actual del Código Sanitario) ya prohíbe que se haga promoción y publicidad abierta a través de canales masivos para productos de prescripción, autorizando la promoción únicamente a profesionales de la salud habilitados para prescribir, a través de la visita médica.
  • Asimismo, ella prohíbe la entrega por parte de los laboratorios de cualquier incentivo económico a profesionales habilitados para prescribir, que induzcan a privilegiar el uso de determinado producto.

La prohibición de interacción entre médicos y visitadores médicos limita fuertemente el derecho a la información de los médicos, y afecta gravemente garantías constitucionales de libertad de trabajo de visitadores médicos

  • Tiene un potencial impacto en desempleo que generará la norma a nivel de visitadores médicos empleados actualmente en el sector farmacéutico en Chile.

La prohibición de interacción entre médicos y visitadores médicos reducirá la competencia y transparencia en el mercado farmacéutico

  • Se favorecerá a proveedores incumbentes (ya presentes y conocidos en el mercado) y limitar entrada de nuevos proveedores competidores (con mejores calidades y precios), lo cual es contrario al objetivo del proyecto de ley